Identidad Facial, Leyendo Ondas Cerebrales en Los Primates

Uno de los retos de la neurociencia visual es el de entender cómo el cerebro representa la identidad de un objeto complejo. Gracias a la investigación de un grupo de científicos, nos encontramos más cerca de poder apreciar cómo procesamos la información que captan nuestros ojos.

A través un proceso que incluye la pre-definición de ejes faciales, complejos algoritmos matemáticos, resonancia magnética y un delicado proceso de pruebas y calibración; estos investigadores fueron capaces de reconstruir las caras humanas que observaban unos primates con una precisión escalofriante, los resultados al comparar las imágenes originales con las recreadas a partir de la actividad cerebral, expusieron una similitud casi exacta.

Hemos descubierto que el código es extremadamente simple” mencionó el Profesor Tsao, del Instituto Caltech con sede en Pasadena California. “Una consecuencia derivada de nuestros hallazgos, es que podemos reconstruir un rostro visto por un mono, simplemente monitoreando la actividad eléctrica de 205 neuronas de su cerebro”.

Algunos optimistas – o uno que otro diario sensacionalista- dirán cosas como: “Hemos descifrado completamente el funcionamiento visual-neuronal de los monos” o “Estamos a las puertas de interpretar lo que imaginan y sueñan nuestros primos evolutivos” y aunque desearíamos creer que es así, la verdad es que aún falta mucho camino por recorrer; no obstante, no podemos restarle méritos a un hito titánico, una orquesta de instrumentos científicos que nos acerca cada vez más, a entender el mecanismo relacionado con funciones y reacciones específicas en el cerebro de los primates.

Aunque la investigación fue realizada en macacos, nuestra similitud con los primates sugiere que un proceso similar podría darse en el cerebro humano.

La siguiente imagen muestra ejemplos reales de los resultados de esta investigación, como te lo adelantamos la precisión es escalofriante.


Crédito de Imágenes: Elsevier

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *